Fear Hunters 2

Juego de rol por foro de acción sobrenatural y terror.
 
ÍndiceCalendarioFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Ficha de Agustin Corbella

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
The Evil Master
Administrador


Mensajes : 380
Fecha de inscripción : 08/10/2009

MensajeTema: Ficha de Agustin Corbella   Jue Feb 02, 2017 11:25 pm

-Nombre:Agustín Corbella Reid.

-Apodo: Agusiding.

-Edad: 29 años.

-Sexo: Masculino.

-Idioma natal:Inglés.

-Clase de personaje:Cazador.

-Personalidad:Juguetón y creído ante las situaciones peligrosas.
La personalidad de Agustín es una entre un millón, puesto que parece que todo el tiempo se está tomando las cosas de broma.
Teniendo un exceso de confianza en él mismo y sus habilidades, generalmente no suele tomar las cosas en serio hasta que este necesario, o desde un inicio, cuando las situaciones verdaderamente conlleven arriesgar la vida.
Sin contar dichos espasmos de seriedad, de manera general, siempre posee un sentido del humor bastante negro y una gran sonrisa en su cara.

-Apariencia física: Agusiding es un hombre alto, de tez morena.
Utiliza una gabardina roja, con un traje pegado al cuerpo de un color negro oscuro, que va en total entonación con su cabellera de color gris, la cual llega aproximadamente hasta la cercanía de sus hombros.
Posee una altura de un metro ochenta y tres centímetros, lo cual le hace ver bastante alto, acompañando dicho aspecto de altura una musculatura bien tonificada, la cual generalmente se encuentra cubierta por un por su ropa.
Con botas de cuero bastante altas de un color negra/café y un inmenso medallón en su faja, lo cual le hace verse un poco llamativo a la vista, termina de decorar su inusual forma de vestir un colgante rojo en forma de rombo, el cual posee un inmenso aprecio personal para Agusiding.
Un dato que remarca la figura del cazador, es la pérdida de su ojo derecho, el cual, generalmente, siempre se encuentra tapado por el flequillo de su cabello.

Apariencia física:
 

-Apariencia demoníaca: Una vez Agusiding deja de lado cierta parte de su humanidad, pasa a transformarse en lo que es su primer estado demoníaco.
En dicho estado, a diferenciación de parte de su cabello, todo lo demás se ve reducido a una simple imagen humanada de lo que era en el pasado.
Sus ojos toman un brillante color y su cuerpo se ve recubierto de una coraza rojiza que parece fusionarse con su ropa.
Con una inmensa marcha en su pecho, similar a una grieta, demuestra uñas bastante largas en sus manos y pies, los cuales se tornan de un color negro espeso.

Apariencia Demoníaca:
 

-Apariencia Hyper Demoníaca: Con un ligero aumento de estatura, la masa muscular del cazador se ve aumentada.
Todo su cuerpo, se recubre de negro, haciendo así una especie de fortificación protectora para el mismo.
Un aura espesa es emanada por el cuerpo de Agusiding, representando así la verdadera imagen del terror.
Con dos picos protuberantes saliendo de sus hombros, la grieta de energía clavada en su pecho, brilla con mucha potencia, demostrando así la inmensa capacidad que posee el cazador en dicho estado.

Apariencia Hyper Demoníaca:
 

-Historia:

-"
Todos los días se aprende algo nuevo;
Algo que piensas que podría ser estúpido, o simplemente que pasarías por alto. Otros, sin pensarlo, tal vez hayan descubierto que ese algo, será lo que los lleve a la grandeza.
Sea como sea, la verdad de las cosas, ya seas un simple humano o algo que se encuentra por atravesando las fronteras de lo desconocido, es que, por más que luches en intentar desaparecer a lo que le temes, eso siempre estará ahí, vigilándote, observándote, esperando el momento preciso para atacar.
Es ahí, cuando yo entro en escena;
Me quitaron todo en el pasado, a causa de mi debilidad, y ahora, pese a que he logrado hacerme más fuerte, siguen quitándomelo todo;
Me quitaron a un buen amigo, tal vez al mejor que haya tenido. Me han quitado el derecho de amar, al punto de que, si está muerta o no, aún no lo sé.
Todo aquello a lo que me he enfrentado, me ha hecho día a día más fuerte.
Es aquí dónde doy vuelta a la hoja.
Es aquí, dónde me encargaré de llevar a cada a las fauces de dónde ha salido.
Es aquí, cuando mi condición humana ha quedado relegada al pasado.
Es aquí, en donde se enfrentaran a algo peor que la muerte;
Conviértete en lo que deseas cazar para comprenderlo mejor...."


Agustín Corbella Reid fue un niño bastante exigido por su madre durante mucho tiempo.
Sabiendo del conocimiento de un hermano gemelo que se había marchado tiempo atrás, el niño, a la corta edad de cuatro años, había recibido ya los suficientes editamentos para lograr convertirse en todo un sobreviviente por sus propios medios.
Sin saber absolutamente nada de su padre, fue su madre la que hizo ambos roles durante mucho tiempo, dando el entrenamiento y la educación especializada a un niño que se convertiría en un adolescente exitoso, no solo por su condición intelectual, sino también por las diferentes capacidades que había desarrollado en largos años de entrenamiento.
Desde la utilización de armas de fuego, hasta la práctica con la esgrima, Agusiding, como lo llamaban todos sus allegados, había logrado posicionarse en lo que él creía que sería la cima del mundo. Fue ahí, dónde todo se fue al vacío.

Una helada noche del mes de noviembre, a la edad de quince años, el adolescente, al entrar en el cuarto de su madre, observó como esta mantenía relaciones sexuales con algo que no parecía ser humano;
La causa de su llegada a dicha escena, habían sido los gritos de trauma y terror que con anterioridad, esta había emanado, lo cual había alertado al muchacho para entra en acción, en posible pensamiento de que algún ladrón pudiese haber entrado a su hogar.
Lo siguiente, en llegar, fueron disparos, sangre por doquier, y un fuerte golpe en la nuca del muchacho que lo había dejado inconsciente, poniendo así un manto  negro por delante de su cara por un largo período de tiempo.

Pasados unos años, todo había tomado sentido;
A la edad de veinte años, el que había sido un niño, ahora se encontraba en sus primeras misiones como Cazador de la Orden de la santa sepultura.
Aquella escena, había sido un ritual para capturar a aquel enemigo que dicha  orden había perseguido durante tiempos inmemorables, el gran Lord Demonio Belcebú, mas, por confianza, por diferentes impedimentos,  y sobretodo , por subestimar el poder de aquel inmenso enemigo, la orden había sufrido la baja de Andrina, madre de Agusiding, jefa de dicha organización, y por mucho, la cazadora más poderosa que pudiese haberse renombrado durante mucho tiempo.

Fue así, como tras saber la historia, Agusiding se había enlistado en dicha organización, a manera de descubrir su poder y afirmar pequeñas dudas que aún quedaban por debajo de la mesa ante la situación de aquella noche.

En instancia, el hombre se había convertido en un gran cazador, tal vez, en uno de los mejores que se podía memorar en la Orden;
De una u otra forma, muchas veces muy dañado y herido de gravedad, el de los canos cabellos lograba terminar las misiones más difíciles que muchos hombres, inclusive los paladines veteranos, no lograban terminar, haciéndose rápidamente con el renombre del “Legendario sucesor”, determinación que solamente se había utilizado en aquel gremio para referirse al creador y muerto en batalla de aquel gremio, Ran Dan Fen, demonio de alto rango de una raza desconocida llamada Kurara, extinta hacía ya mucho tiempo y por encima de todo, padre del mismo Aguisding, secreto que el hombre había podido descubrir a manos del mismo Belcebú en la lucha que casi lleva al joven cazador a la tumba.

“La Sangre de Kurara que corre en tu interior”


La lucha había sido extenuante y sobretodo, dolorosa.
Recuerdos de diferentes situaciones de la vida habían salido por delante de los ojos de aquel joven cazador que se enfrentaba a muerte contra aquello que se había encargado de arrebatarle a su familia y a una gran cantidad de compañeros.
Su risa era siniestra, y su fuerza aún el doble de su temple;
Poseía el suficiente poder como para destruir el mundo entero, y aún así, a duras penas, entre cortes y disparos, sangre derramada y moscas cortadas,  se encontraba aquel joven, caminando lentamente, con su espada y su arma apuntando a aquel que deseaba cortar.
Escasos golpes había logrado provocar en su enemigo, demostrando así que un simple humano no era capaz de enfrentarse a aquel que era capaz de causar la destrucción de todos.
Su penuria era pesada, y su visión borrosa.
En el fondo, el de cabello gris sabía que su vida estaba a punto de extinguirse, pero en su mente solo lograba clavarse una frase en aquel momento de angustia y dolor: “Debes cortarlo”.
La orden había quedado devastada, habiendo sido la gran mayoría de sus integrantes mutilados y devorados por aquel príncipe de los demonios que se había ahora transformado en un hombre robusto, de cara hinchada, perturbante corona  de fuego y alas de murciélago, mientras demostraba que aún en su forma más básica, el poder que este tenía era colosal en comparación al del hombre que ahora, en ton de venganza, intentaba arremeter contra él con el ideal de causarle aunque fuese algún daño.
La pelea terminó con un Agusiding herido, tendido en el suelo, con una gran herida en el pecho, pero con un hermoso corte transversal en uno de los brazos de aquel demonio, el cual había despedido un pedazo de su piel, emanando de la misma un poder interesante y conservador que el cuerpo del cazador absorbió por aquella brutal herida que emanaba sangre a borbollones.
Fue ahí, dónde el secreto había sido revelado, al menos para aquel enemigo poderoso, y dicho secreto, entre la pérdida del conocimiento, fue emanado al cazador, el cual, tras escuchar, perdió el conocimiento, quedando tendido en el suelo para no levantarse sino hasta tiempo después …

“La Epifanía del Metal”


Duras batallas y duros contra tiempos.
Habían pasado ya varios años desde la última vez que Agusiding había visto a Belcebú.
Cómo último representante de su orden de cazadores, prosiguió haciendo el trabajo que había aprendido con suma fortaleza, dejando atrás aquel pasado que, en su momento, había intentado absorberlo.

Fue gracias a la persecución de unos demonios en una estación de policía, que la vida del cazador tomó un vuelco cien por ciento inesperado.
Tras quedarse encerrado en una celda, como parte de su plan para poder ingresar a la estación, un grupo de agentes de actividades paranormales, comandados por Marcus, un hombre que se convertiría en un buen amigo y fiel compañero, llegaría a la ciudad de Nikko, en dónde el cazador se encontraba, con su equipo para impedir la resurrección de un demonio, capaz de destruir el mundo entero si fuese capaz de revivir.

Unidos en fuerza y en espíritu, Agusiding se une parcialmente al batallón de Marcus, en el cual conoce a la mujer que por todo el tiempo procedente se convertiría en el amor de su vida;
Michelle.
Alta, de ojos claros, rubia como el sol y de una tez blanca, poseía un carácter fuerte, lo cual la convertía en la manifestación perfecta de belleza y dureza, y lo que haría que, pasados un tiempo, ambos se convirtieran en fervientes amantes, acosados por las indirectas que el uno lanzaba al otro de vez en cuando, dependiendo de la situación y el momento. Fue ahí cuando todo empezó a caer.

Recibiendo un llamado, y después de varias luchas que pusieron en peligro la vida de todo el equipo, Agusiding acabó en el infierno, entrando a dicho lugar por primera vez.
Todas las pistas los habían llevado a dicho lugar, en dónde el cazador había sido acompañado por una nueva adquisición para el equipo, llamado Kenji, un poderoso samurai que, al igual que todos los que seguían al cazador, estaba más que emparentado con los sucesos paranormales.

Muchos sucesos pasaron en el infierno, lugar dónde por apenas micro segundos, ambos personajes lograron salir.
No fue fácil, y las batallas se tornaron más que difíciles;
No fue hasta en ese momento, en dónde Agusiding, tras un esfuerzo sobre humano, derrotó al misterioso Elohim dominador del metal, Sion, aquel caído de la creación que había confinado cierta porción del infierno a aquel color plata, llamativo y poderoso.
Tras casi morir en el combate, y con la ayuda de Kenji, la victoria fue asegurada, pese a que Sion se encontraba debilitado.
Entre heridas y agujeros, el Elohim empezó a perder terreno, llegando así al final a perder todo su poder;
Poder, que sin darse cuenta, el humano absorbió, gracias a aquella sangre misteriosa que en su momento, lo había salvado de las garras de aquel moscón asqueroso, capacitado para destruir a todo el mundo si tuviera el gusto.

“El Destino hambriento”


El culpable de todo, tras tanto tiempo, era el cazador.
Eso era lo que le habían hecho creer a todos sus amigos, y en el fondo, tal vez, por tanta desgracia, era lo que él había empezado a creer.
Gracias a la información recolectada en el infierno, Agusiding había logrado llegar al lugar dónde sería soltado el que se encargaría de destruir a la humanidad.

Fue ahí, dónde tras una ardua pelea, su equipo logró, hasta cierto punto, retener a aquella catástrofe, a un precio lo suficientemente alto;
La Muerto de Agusiding.
Claro estaba, que eso era lo que ellos pensaban.
En un golpe final, en el cual, el demonio había quedado lo suficientemente aturdido, pero aún no derrotado, aquel había lanzado sobre el cazador un conjuro que hizo que este desapareciera ante los ojos de sus compañeros, molécula tras molécula.
Las lágrimas por parte de su amada no se hicieron esperar y la pelea por parte de Kenji y Marcus llegó a un climax tan estrepitoso, que el escapar al final tuvo que ser necesario.

Mas, ahora, la historia se centraba en un mundo paralelo.
Flotando en un espacio totalmente blanco, el de cabellos canos se encontraba con el conocimiento ido.
Sin ánimos de luchar, tras ser derrotado y con el pensamiento de que aquel no podría volver, un sueño fue provisto ante su conciencia a modo de visión.
Ante él, postrado imponentemente, un inmenso demonio, con una espada extremadamente grande y un aura tan poderosa incomparable a cualquiera que en el pasado el cazador hubiera podido sentir, lanzaba una mano, acariciando así la cabeza del desafortunado.

"
Solo tú tienes el poder de detener todo;
Al fin de cuentas, eres mi hijo.
Tú espada te llevará a la gloria, así que no la pierdas;
Ella se encuentra conectada a tú sangre, y tú sangre conectada a mí. Utiliza tú poder!"


Tiempo después, los ojos del hombre se abrieron como faros.
Ahora, ante sus ojos, observaba como pequeñas moléculas, visibles solo para él, empezaban a entrar en su cuerpo, en su torrente sanguíneo, inundando así su cuerpo de un poder totalmente nuevo y visto solo por aquel que lo había enviado ahí.
Tras algo de esfuerzo, y una recolección masiva de energía, Agusiding logró abrir un portal para llegar nuevamente a su mundo;
Todo se había ido por el drenaje.

Con un demonio tirado en el piso y con varias explosiones detrás de si, el hombre había empezado a correr para salvar su vida.
Antes de salir, su equipo había llenado todo el lugar con c4, haciendo que tanto la evidencia como la forma de repetir aquella catástrofe quedara destinada al pasado.
Ahora, solo, sin rastro de nadie y con las flamas detrás de si, la vida reparaba nuevas oportunidades.

"
From Paris With Love!!!"


El tiempo pasó, y así un par de años.
La madurez había empezado a entrar en el cuerpo del hombre de canos cabellos, de una manera ligera, pero algo retorcida;
Su sentido del humor ante situaciones adversas .
Pese a eso, y con diferentes tipos de información, algunas algo valiosas, otras no tanto, Agusiding pudo rastrear a su antiguo grupo hasta París, Francia, en dónde su tormento estaría por comenzar.

No fue sino hasta dos meses después de su llegada que, tras la ardua búsqueda, el cazador logró encontrarse con el amor de su vida, derivando al final en una noche que, por mucho, tal vez ninguno de los dos llegue a olvidar.
Tras la reconciliación con su grupo y los aire de victoria al ver que su camarada caído aún seguía con vida, un nuevo y extraño elemento, incriminó a Agusiding, demostrando que dentro de él existía algo más que una simple humanidad.

Inculpado de la manera más cruel y bajo la traición de todos sus compañeros, fue en las afueras de una catedral en dónde todo se fue al garete.
Poseyendo a un alto cargo de una organización, un demonio, desconocido de momento para el de los cabellos canos, arremetió contra él, envenenando tanto a Marcus como a Kenji, pero sobretodo a Michelle, en contra de quien en el pasado había sido su amigo caído en batalla.
Fue así, cómo aquella repulsión llegó a una batalla sin fin, en dónde el cazador puso por primera vez en utilización su segunda fase de poder.
Una transformación abismal hizo presencia en el campo, en donde, además de su antiguo equipo, 35 caballeros del más alto rango se encontraban suprimiendo al hombre que ahora no dejaba dudas;
Su alma, según sus compañeros que no deseaban escucharlo, se había corrompido del todo.

Fue eso lo que desató el terror;
Las palabras hirientes de aquella mujer que había pasado tantas cosas con él.
Despertando una especie de odio por su compañero sentimental, Michelle, además de varias palabras hirientes, lanzó un tiro directo al ojo derecho del cazador, el cual lo perdió en el instante, perdiendo así la visión completa con dicho órgano.

¿-Por qué ...?

Su pelea desde un principio había sido solo para defenderse.
Su ambición en ningún momento había sido matar a nadie.
Su alma ahora estaba encerrándose en un abismo de dolor y odio, repudiando todo aquello por lo que hasta el momento había peleado.
Despertando un poder nunca antes visto, el hombre que se encontraba ahora pasmado delante de ellos, no era aquel demonio que habían visto con anterioridad.
Un cuerpo más fornido, una esencia más oscura;
Un poder que hizo que al hombre misterioso le corriera una gota de sudor frío por su espalda.
Agusiding había vuelto a transformarse, y con ello, todo se había puesto peor.

Entrando por primera vez en la faceta de "
Hyper Modo demoníaco"
, el cazador destruyó todo lo que se encontraba a su paso en cuestión de segundos;
Treinta y cinco de los sujetos más fuertes, quedaron empalados automáticamente por varios picos de metal que atravesaron diferentes partes de su cuerpo.
Marcus, aquel viejo amigo, intentó luchar directamente con aquel que en el paso fue su aliado, solamente, para terminar absorbido completamente por una dimensión, por lo cual, desde el primer momento todos lo habían dado por muerto.

Kenji, el cual fue uno de los que más trato de luchar desesperadamente contra Agusiding, acabó gravemente herido, asustado en el fondo, por la inmensa cantidad de poder que este desplegaba con tan solo concentrar su aura.

Hacía el final de aquella inmensa batalla, muchos muertos y heridos habían arreciado.
La catedral se encontraba ligeramente destruida, y en un atisbo de detener aquel mal, Michelle había perdido uno de sus brazos, arrinconando en su mente que aquello que se encontraba ahí, ya no era del todo humano.
No fue sino hasta algunas horas de combate después, que aquel hombre misterioso, despojando a Agusiding de su arma inseparable, junto a Kenji, logró sellarlo, haciendo así que su alma se desprendiera de su cuerpo, imitando de una manera muy real la verdadera muerte.

Con su alma atrapada en el infierno, y con un cuerpo ahora enterrado en el cementerio de dicha catedral, todos sus viejos amigos y aquel sujeto de extraña procedencia, desaparecieron, lanzando así las últimas lágrimas por aquel que había sido en el pasado un verdadero amigo.

-En la Actualidad-


-Mi nombre es Agustín Corbella Reid.
Soy un humano, que ha dejado atrás su humanidad;
Desde mi nacimiento, la sangre demoníaca se ha encontrado ahí, dándome permitiéndome hacer proezas que ningún humano ordinario podría haber logrado.
Pese a que fue en mi adultez que pude desarrollar dichos poderes, cuando era un "
simple humano"
había algo que se encontraba siempre cuidándome.
Fue así como, pasado el tiempo, arruiné todo, pero también, nadie quizo escucharme.

Ahora, me encuentro siendo perseguido a más no poder.
He intentado rastrear a mis antiguos compañeros, pero han escondido muy bien toda pista que pudieran dejar de su vida.
Necesito disculparme con aquella que sigo amando, pero que de seguro me odia por todo.
De igual manera, pese a que pasé mucho tiempo en el infierno, lo cual, fue a lo sumo un mes en la tierra, mi alma volvió puesto que alguien se encargó de suprimir el sello que me mantenía "
muerto"
.

Sé que la maldad que se encuentra en mi interior no desaparecerá, pero de igual manera, dudo que sea simple maldad.
Cuando domine mi poder, usaré dicho poder para proteger a todos y lo haré bien;
Destruiré a aquel que buscó mi destrucción y a todo aquel demonio que no tenga un ápice de bondad en su corazón.
Solamente deseo vivir una vida, sea pacífica o no, aunque, de igual manera, si las cosas no se salieran de control, nada sería divertido.

Soy buscado por la policía, y por varias órdenes de cazadores que creen que soy la respuesta de algo que ni siquiera yo sé.
Siendo así o no, en cuanto recupere mi espada, todo volverá a la normalidad.
La fiesta aún está por comenzar, y no comenzará sin que su participante más importante, llegue a disfrutar ....



-Poderes-


“Sangre Kurara”


Información Confidencial [archivó administrativo 4GKUR]

-Atributos-
Fortaleza (FOR): 7
Reflejos (REF): 8
Sigilo (SIG): 7
Intelecto (INT): 8
Percepción (PER): 7
Voluntad (VOL): 7

-Calcular los Atributos Derivados:
Vitalidad: 17
Tensión: 17
Resistencia: 12
Memoria: 13
Poder: 14

Protección: 0
Destino:
The Evil Master ha efectuado 1 lanzada(s) de uno des (Imagen no informada.) :
5
Nivel de Búsqueda: 5
Esencia: 4

-Habilidades--
Atletismo: 20
Fuerza: 25
Supervivencia: 60
Pelea: 40
Agilidad: 40
Conducir: 20
Esquivar: 40
Movimiento urbano: 30
Destreza: 40
Esconderse: 30
Camuflarse: 30
Sabotear: 20
Medicina: 25
Leer: 30
Informática: 25
Conocimiento: 20
Buscar: 40
Seguir rastros: 10
Alerta: 20
Mentir: 20
Disciplina: 25
Coacción: 30
Negociación: 15
Armas cortas a distancia: 40
Armas largas (CaC): 50
Armas de Tiro: 30
Apuntar: 20
Ejecutar: 10
Frialdad: 10
Destreza Espiritual: 15
Sentir Aura: 30
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 
Ficha de Agustin Corbella
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» CLEMATIS-CLEMATIDES (ficha informativa)
» FICHA DENDROBATES ( AURATUS)
» Proyecto Censo y Ficha de Usuario
» Agustin Bodes
» [Ficha] Aequidens Rivulatus

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Fear Hunters 2 :: Árbol de la vida :: Fichas Aceptadas-
Cambiar a: